Pulverizadores Agrícolas: 3 funciones de su estructura+ 6 normas básicas para su uso.

La tecnología debe ir de la mano con absolutamente todas las prácticas agrícolas que conocemos, de esta forma obtenemos mejores resultados en un corto período de tiempo. Los pulverizadores agrícolas han permitido mejorar muchos aspectos fitosanitarios, control de malezas y plagas, por eso la agricultura actual no puede llevar se cabo sin la ayuda de la mecanización agrícola, por supuesto teniendo una conciencia y un sentido ético acerca del medio ambiente que nos rodea.

Pulverizador de herbicida

¿Qué son los pulverizadores agrícolas?

La pulverización consiste, en la fragmentación y distribución de un líquido en forma de gotas, el estudio de dichas gotas resultas imprescindibles para comprender los fenómenos que intervienen durante la aplicación de los fitoterápicos, ya que ellas son el medio que permiten transportarlo hasta el objetivo final, todas aquellas gotas que no puedan llegar al blanco, o incluso cuando éstas alcancen el blanco y no queden retenidas sobre él se conoce como deriva.

Entre las diversas funciones que cumplen los pulverizadores agrícolas tenemos:

1. Aplicación de plaguicidas:

Existen 3 formas de aplicación de plaguicidas mediante la técnica de la pulverización entre las cuales tenemos:

  1. En cobertura total.
  2. En banda.
  3. Aplicaciones dirigidas.

Es importante destacar que una de las condiciones fundamentales para que los tratamientos se den de forma óptima y además resulten efectivas, es respetar la dosis y los caudales de campo recomendados por el laboratorio fabricante del fitoterápico, además de leer las instrucciones para su uso.

También te recomendamos leer: 9 Normas de Seguridad en la Operación de Siembra

El análisis de plaguicida se basa principalmente en dos parámetros fundamentales para la pulverización de una superficie objetivo. Estos dos parámetros son:

  1. Tamaño de gotas producidas.
  2. Cantidad de gotas aplicadas por unidad de superficie (gotas/ centímetro cuadrado).

Para el estudio de estas características ya mencionadas, se produce a la captura de gotas, a través de tarjetas hidrosensibles. Esta técnica consiste en colocar tarjetas dentro del cultivo, con el objetivo de recoger muestras de impactos de las gotas de pulverización en condiciones reales de trabajo.

Las manchas que producen las gotas sobre la superficie artificiales, difieren totalmente de las verdaderas dimensiones de las mismas que la originaron, pero permite obtener un análisis visual sobre la homogeneidad de las gotas según las improntas en el contenido de la tarjeta y la cantidad de impacto por centímetro cuadrado.

2. Producción de Gotas:

Diseño de un pulverizador agrícola a base de un sistema de energía hidráulica

La producción de gotas a través de los pulverizadores agrícolas puede obtenerse a través de diferentes sistemas, las más comunes para generarlas es a través de energía hidráulica (circuito hidráulico bajo presión y boquillas pulverizadoras).Existen otros métodos menos utilizados que son aquellos que utilizan energía centrífuga (discos giratorios) o energía térmica (también llamados nebulizadores por el tamaño reducido de las gotas que produce).

También te recomendamos leer: 10 Características de los tractores massey ferguson ¡Tecnología de última generación!

En la pulverización por energía hidráulica, el líquido sometido a presión es obligado a atravesar un pequeño orificio calibrado antes de ser expulsado al exterior. La lámina líquida perturbada por la expansión, termina por romperse en gotas. Cuanto mayor es la diferencia de presión entre el sistema y la atmósfera, mayor será el grado de rotura (gotas más pequeñas).

La gama de presión utilizada para la producción de gotas en tratamientos fitosanitarios varías entre 2 y 7 bares, aunque  también hay sistemas de inducción de aire en el chorro pulverizado, donde el rango de trabajo va desde los 10 hasta los 15 bares.

3. Pastillas pulverizadoras:

Son fundamentales en el sistema de pulverización por hidráulica, además de que por su estructura, permite la salida del líquido por un orificio calibrado por lo cual su función es vital. En varios países como Argentina se le conoce como pastillas, pero en otros países se les denomina toberas, boquillas o puntas de pulverización.

Las pastillas definan el tipo y la forma del chorro, que son las características básicas que determinan el patrón de distribución de la boquilla y también, en gran medida, el caudal pulverizado.

Existen muchos tipos de pastillas, pero las formas de distribución son básicamente dos:

  1. Abanicos.
  2. Conos.

Por su parte, el caudal es el volumen líquido asperjado que entrega una pastilla por unidad de tiempo (generalmente se expresa en letra “q”) Y se expresa en Litro/Minuto. El caudal nominal, es aquel que indica el fabricante de la pastilla, cuando la misma se pulveriza a una presión de  300 K/Pa.

Uso de pastilla según el Agroquímico que se aplica.

En casi todas las oportunidades, los fabricantes recomiendas ciertas pastillas según la clase de fitoterápico a utilizar. Esto no quita la posibilidad de que usted no pueda optar por alternativas diferentes a la propuesta. Esto también varía según la experiencia personal que posea un profesional, o un aplicador experimentado.

Aplicación de Agroquímico por un pulverizador agrícola

Agroquímico.                                           Tipo de pastilla.

Herbicidas ————————————–> Abanico Plano.

Insecticidas ————————————-> Cono Hueco.

Fungicidas ————————————–> Cono Hueco, Cono Lleno.

Fertilizante ————————————–> Chorro Lleno.

Defoliantes ————————————–> Abanico Plano, Cono Hueco.

 6 Normas de seguridad básica

1. Botalón:

“Palo largo que se saca hacia la parte exterior de una embarcación cuando conviene, para usos diversos”.

Con el objeto de proteger al operador de la máquina que posee el botalón o barral, en la parte anterior deberá poseer una cabina que impida el ingreso del producto pulverizado. El ingreso del aire al interior de la cabina debe ser filtrado adecuadamente.

2. Tanque de pulverización:

El volumen real del tanque deberá superar un 5% el volumen nominal. El volumen residual del tanque no deberá ser superior al 3% del volumen nominal.

Las maquinas pulverizadoras que poseen un tanque con mayor capacidad mayor a 800 litros es recomendable que estén equipadas con un equipo de transferencia para incorporar el producto químico, evitando la introducción de forma manual  a través del orificio de llenado de tanque.

3. Tanque de agua limpia:

La máquina debe estar equipada con un tanque de agua limpia par el uso del operador con una capacidad mínima de 15 litros. Este tanque debe estar totalmente aislado de los demás elementos que componen la máquina.

4. Boquilla lavadora de envases:

Se recomienda que las máquinas que tengan equipo de transferencia de producto al tanque principal, estén provistas de boquillas lavadoras, ya que permiten lavar más eficientemente los envases. Para este dispositivo la maquina deberá contar con un tanque de agua limpia con una capacidad no menor que 50 litros.

5. Seguridad en la Manipulación y Aplicación de Agroquímicos:

Son los  procedimientos pertinentes  para garantizar la seguridad en la manipulación y aplicación de agroquímicos.

Existe además, una normativa oficial para el etiquetado de los envases, donde la misma funciona como aval del producto e informando al vendedor y usuario de:

  1. Nombre comercial del producto.
  2. Denominación química.
  3. Usos (Ej. Herbicida).
  4. Nombre y dirección del titular  de la inscripción.
  5. Categoría toxicológica.

6. Procedimiento para garantizar la seguridad en la aplicación:

Identificación de la maleza, insecto o enfermedad del cultivo, en forma precisa.

Aplicación en el momento oportuno: Es necesario para el uso eficaz de un plaguicida conocer es estado de desarrollo de la plaga, ya que existen circunstancias en las cuales no sería aconsejable la aplicación, como por ejemplo si la plaga se encuentra debajo del umbral de daño económico.

Elección del producto: El mismo debe cumplir además de su acción terapéutica específica. Con los siguientes aspectos:

  1. La compatibilidad con otros productos en caso de mezclas.
  2. Si es necesario el uso de coadyuvantes.
  3. Dosis y cantidad de caldo pulverizado por hectárea.

Equipo de pulverización: Debe considerarse que:

  1. Está en condiciones de aplicar el volumen por hectárea recomendado. El caudal (L/min) de los picos es homogéneo.
  2. La altura del botalón es la recomendada.
  3. Los comandos e instrumentos de control deben funcionar adecuadamente en los pulverizadores agrícolas para que no existan riego de fugas.

También te recomendamos leer: Métodos Para Calibrar Tus Equipos Y La Importancia De La Calibración

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.